Mal Aliento En El Embarazo

Si no cuidas la salud de tus dientes, y boca, y acudes de manera regular al dentista, durante esos maravillosos nueve meses, podría derivar en consecuencias graves. Por ejemplo, una mala salud oral aumenta el peligro de paro prematuro y de que el bebé nazca con poco peso o sufra caries a temprana edad. Se calcula que 8 de cada diez mujeres experimentan náuseas y vómitos en la etapa gestacional, normalmente limitados al primer período de tres meses. A parte de la inconformidad propia de este malestar, el ácido gástrico puede desgastar los dientes, favoreciendo la aparición de caries y aumentando la sensibilidad dental. Para intentar minimizarlo, se aconseja no lavarse los dientes inmediatamente después de devolver, sino enjuagarse previamente con agua y esperar unos 30 minutos hasta el cepillado. Algunas embarazadas tienen la posibilidad de sentir náuseas a lo largo del cepillado, en tal caso es recomendable utilizar cepillos mucho más pequeños y utilizar muy poca cantidad de pasta dental.

mal aliento en el embarazo

Tener dolencias estomacales es muy habitual en el embarazo llegando a tener náuseas o vómitos y como consecuencia, dañar el esmalte dental. Con lo que te recomendamos que, más que nada en los primeros meses, tengas a mano un colutorio para enguajarte la boca y remover la acidez estomacal. Cepíllate los dientes frecuentemente, después de cada comida y empleando una pasta de dientes gusto a menta que te deje un buen gusto de boca.

La mezcla entre la viable boca seca, gingivitis, los vómitos y otros inconvenientes ya comentados tienen la posibilidad de ocasionar una alguna halitosis, aunque esta es solucionable tratando siempre y en todo momento la causa que la ha provocado. Otro malestar que puede venir asociado a estos nueve meses es el de la xerostomía. Esta sequedad de boca puede estar relacionada con los nombrados cambios hormonales, aunque asimismo viene de la mano de ciertos géneros de medicación.

Mitos Del Embarazo Y El Parto

Haz gárgaras con una mezcla de agua y bicarbonato para regular el pH de tu boca, una o dos veces cada día. Si tu rechazo a estos fragancias es muy intenso, prescinde de los mismos en el transcurso de un tiempo y pídele a tu pareja, familiares y amigos con los que pases un buen tiempo que tampoco lo hagan. La verdad es que no me gusta bastante acostarme con mi marido, pero admito que los orgasmos son fabulosos estando embarazada”.

Aquí te vamos a explicar que causa este síntoma, si existe algún fundamento para preocuparse y cómo se lo puede contrarrestar. Como has comprobado, el mal aliento es un síntoma bastante frecuente durante el embarazo. De todos modos, hay múltiples prácticas para a sostener tu boca sana y de este modo disminuir el feo fragancia. En otros casos, la halitosis sucede a consecuencia de los cambios hormonales del embarazo que afectan las condiciones normales de la boca.

Los cambios hormonales también tienen la posibilidad de provocarte sangrado de encías, es decir gingivitis, que pese a no ser realmente grave en este caso, puede ser molesta y provocar dolor de dientes. Incluso si la higiene no es adecuada podría derivar en infecciones y pérdida de dientes. En principio, es conveniente eludir los alimentos que nos resultan de bien difícil digestión o que nos provocan náuseas. Por otro lado, es recomendable cepillarse habitualmente los dientes con pasta dentífrica de menta para contrarrestar el mal gusto.

C Blanqueamiento Dental A Lo Largo Del Embarazo

Las limpiezas bucodentales en el dentista son de las mejores maneras de supervisar su avance y eludir complicaciones mayores como el avance de la periodontitis. Existe la creencia habitual de que quedarse embarazada puede terminar desencadenando la pérdida de un diente de la futura madre, en especial por las opciones que hay de desarrollar caries a lo largo de la gestación y la lactancia. Y si bien la caries es un inconveniente frecuente, se puede eludir una complicación mayor. Para supervisarla, se aconseja extremar la higiene dental y utilizar artículos con flúor, acudir al dentista al menos una vez a lo largo de este periodo y mantener una dieta libre de alimentos cariogénicos. En mujeres en especial propensas al desarrollo de las caries, se sugiere el uso de selladores dentales en superficies oclusales de los molares. Hay que recordar que la caries dental no solo perjudica a la madre, sino las bacterias presentes en ellas asimismo tienen la posibilidad de transmitirse al nuevo miembro de la familia.

Para intentar eludir lo comentado hasta ahora, aquí os damos ciertos avisos para mantener una buena salud bucodental durante el embarazo. El granuloma gravídico, asimismo popular como “tumor del embarazo” o “granuloma del embarazo” sucede en alrededor de un 0.2-10% de las mujeres en etapa de gestación. Hablamos de desarrollo elevado localizado en la encía que puede ser gracias a una contestación inflamatoria del propio cuerpo frente a microorganismos orales. El mal olor en la boca en la gestación probablemente sea uno de los tantos cambios normales de esta etapa.

Inconvenientes Bucodentales

Si las necesidades de tu cuerpo te lo dejan, haz la prueba de removerlos de tu dieta y comprueba si hay mejoría. En ocasiones, el pudor o los tabúes sociales nos impiden preguntar algunas cosas, no sólo a los profesionales de la salud, si no tal vez también a nuestras hermanas o mamás. Por eso te animamos a comentar con tus más allegadas todos estos cambios de los que apenas se habla y constatar que son usuales y normales.

Lo mucho más probable es que este síntoma vaya desapareciendo paulativamente conforme el embarazo avanza y los desequilibrios hormonales del primer trimestre se van acomodando. No obstante, nunca está de sobra que lo comentes con tu médico durante el control de rutina. Merchán Baque, A. V. .Conocimiento en prevención de la salud oral materno infantil(Bachelor\’s thesis, Facultad de Guayaquil. Capacitad Conduzco de Odontología.). Es importante prestar atención al fragancia de la boca y preguntar al obstetra ante cualquier cambio significativo de la misma a lo largo de esta etapa. A lo largo del embarazo, el aumento del flujo sanguíneo gingival provoca que las encías se inflamen, se hinchen, sangren y duelan.

Causas De La Mayor Sensibilidad A Los Fragancias

La mayoría de las ocasiones este fragancia desapacible procede de exactamente la misma cavidad bucal, ya sea por acción de las bacterias que viven ahí o por la disminución en la producción de saliva. En el embarazo, un enjuague bucal sin alcohol o un poco de agua salada tibia o con bicarbonato sódico son idóneas para enjuagarse la boca después de una comida. Así, los dientes son más propensos a la acumulación de alimentos y a la formación de caries, lo que a su vez puede ocasionar mal aliento.

Esta entrada fue publicada en Higiene bucal y etiquetada embarazo, higiene bucal embarazo, higiene bucodental, higiene embarazo. En esta etapa es posible que tomes fármacos para combatir alguna dolencia puntual del embarazo. Algunos de los fármacos que puedes tomar (antibióticos o tetraciclinas) tienen la posibilidad de ocasionar hipoplasia en el bebé, esto significa que dañan el esmalte dental del feto e incluso, tienen la posibilidad de ensuciar las piezas bucales que le saldrán en el futuro.